Se reúnen 25 mil en el Zócalo para Grito de Independencia

Redacción 15/09/2019

Ciudad de México.- Alrededor de 25 mil personas se han reunido en la plancha del Zócalo de la Ciudad de México para unirse a los festejos del Grito de Independencia, de acuerdo con cifras del Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicación y Contacto Ciudadano (C5) local.

Mientras que en los alrededores unas cinco mil personas se encuentran disfrutando de las diferentes actividades.

En las calles del Centro Histórico predomina el tricolor, y se observan puestos de vendedores de diversa mercancía, que están a la espera, como la multitud en el lugar, del tradicional Grito de Independencia.

Este año destaca en particular la participación de los comerciantes, quienes a lo largo de las calles 20 de Noviembre y Pino Suárez han llenado las banquetas, coloreando con el verde, blanco y rojo de sus productos.

Los vendedores ofrecen desde elotes asados y esquites, hasta tacos de barbacoa, refresco en jarritos de barro, tlayudas, tostadas, enmarcados por el peculiar olor a carbón de los anafres utilizados para calentarlos.

Desde luego no pueden faltar las tradicionales banderas tricolor, en precios que van desde los 10 pesos para las más pequeñas, hasta las grandes de 130 y 150, así como los moños, trenzas, bigotes, pestañas, trompetas y silbatos.

A la verbena comercial se suman también los ahora tradicionales «pejeluches», que aluden al presidente Andrés Manuel López Obrador, en diversos tamaños que van de los 50 a los 130 pesos.

Llama la atención la particular participación de los pueblos tradicionales indígenas, quienes también han llevado sus productos artesanales a lo largo de la calle 20 de Noviembre, por lo que se pueden apreciar blusas, vestidos, camisas huaraches, sombreros, bolsas y otros productos de distintas regiones del país.

También se pueden encontrar esculturas que imitan figurillas prehispánicas de regiones como Palenque, Tajín, Calakmul y otras culturas mesoamericanas.

«Qué bueno que volvieron estas verbenas, ya las fiestas del grito eran pura pantomima», comenta Adriana, una de las visitantes, quien tras comprarse unas pestañas y una bandera recuerda que había dejado de venir «porque ya casi no había ambiente».

Lo cierto es que a pesar de que el «Festival de las culturas vivas de México» estaba anunciado a partir de las 16:00 horas, el ambiente en el Centro Histórico ya había cobrado color desde casi mediodía, y conforme avanza la tarde continúan llegando los visitantes, quienes aprovechan para recorrer y comprar algún antojo o artículo tradicional de estas fiestas patrias.

En tanto, en las alcaldías, los capitalinos también han llegado a celebrar a su país.

Con información de Excélsior.