AMLO deja en manos de la SFP la remoción de ‘superdelegados’

Redacción 26/10/2019

El presidente Andrés Manuel López Obrador pidió a la Secretaría de la Función Pública (SFP) actuar sin impunidad en el caso de las 12 denuncias que existen contra 10 delegados federales.

Señaló que la decisión de separar del cargo a los funcionarios en Aguascalientes, Chihuahua, Chiapas, Colima, Guanajuato, Puebla, San Luis Potosí, Sinaloa y Sonora mientras los investigan es de la dependencia que encabeza Irma Eréndira Sandoval.

“Es una denuncia que está desahogando la Secretaría de la Función Pública, como otras (…) estas 10 tienen que ver con los coordinadores del gobierno federal en los estados y hay también controversia sobre estos asuntos.

“Si considera (la SFP), porque es autónoma, libre e independiente, que son asuntos graves, pues a separarlos del cargo y a profundizar en la investigación”, expresó durante su conferencia matutina en Palacio Nacional.

Respecto a si sus adversarios le están poniendo el pie para que no lleguen los apoyos a tiempo a los beneficiarios de los programas, el mandatario federal expresó que no es el pie, sino rocas.

“No, no me están poniendo el pie, me ponen rocas, piedras de buen tamaño para que no avance la cuarta transformación, pero no pasa nada. Este tipo de cosas no son asuntos complejos, porque yo no protejo a nadie, no soy cómplice ni encubriré a nadie”, dijo.

El tabasqueño recordó que lanzó un memorando para los servidores públicos. “Si esos coordinadores están infringiendo estos principios y hay elementos, pues desde luego que van a ser castigados”, expresó.

El jueves pasado, en su comparecencia ante diputados, Sandoval reveló que existen denuncias contra superdelegados por presuntamente utilizar recursos públicos con fines distintos al beneficio de la ciudadanía. Los investigados son Aldo Ruiz (Aguascalientes), Juan Carlos Loera (Chihuahua), José Antonio Aguilar (Chiapas), Indira Vizcaíno (Colima), Mauricio Hernández (Guanajuato), Rodrigo Abdalá (Puebla), Gabino Morales (San Luis Potosí), Jaime Montes (Sinaloa) y Jorge Luis Taddei (Sonora); a éstos se suma Carlos Lomelí, quien renunció al cargo en Jalisco.

Los delegados en Sonora, Guanajuato, Colima, Sinaloa y Aguascalientes desestimaron la investigación de la SFP y aseguraron que se trata de una campaña para “desprestigiar” al gobierno federal. Jorge Taddei, de Sonora, respondió que colaborarán “responsablemente” en las indagatorias “desde la tranquilidad que solo la honestidad comprometida otorga”.

Su homólogo en Guanajuato, Mauricio Hernández, dijo desconocer de qué se tratan estos señalamientos.

La delegada en Colima, Indira Vizcaíno, rechazó las acusaciones sobre las que “no ha sido notificada” formalmente, ya que se trata de una campaña de desprestigio que busca generar dudas sobre su trabajo.

Otro que salió al paso fue el representante en Sinaloa, Jaime Montes, quien dijo estar de acuerdo con la investigación porque no está en el cargo para hacerse rico o beneficiarse con recursos públicos.

El de Aguascalientes, Aldo Ruiz, aseguró que en todo momento se ha conducido con honestidad y rectitud en el ejercicio de sus funciones, en las cuales “cada día somos más transparentes”.

En Puebla el dirigente del PRI, Lorenzo Rivera Sosa, pidió que las investigaciones contra el delegado Rodrigo Abdalá lleguen hasta las últimas consecuencias, mientras que el líder municipal del PAN, Pablo Rodríguez, confió en que no exista persecución política.